Aprobada la fusión entre Cablevisión y Telecom en Argentina

El grupo Clarín está de fiesta gracias a la aprobación por parte del gobierno de la fusión entre Cablevisión y Telecom a través de la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC). Esto implica que en muchas zonas del país, en vez de dos proveedores habrá solo uno. Lógicamente, esta fusión cambia el mapa de las telecomunicaciones en Argentina.

Este nuevo gigante de las telecomunicaciones nació tras la fusión entre la operadora de cable Cablevisión, casi en su totalidad en manos del Grupo Clarín, y Telecom. La nueva empresa podrá ejecutar negocios que abarcan desde la transmisión de contenidos audiovisuales y los datos hasta la telefonía móvil y fija. A partir de la aprobación, las empresas fusionadas tendrán la obligación de realizar ciertas desinversiones para mantener la competencia. Por ejemplo, Telecom tendrá que devolver 80 Mhz de espectro radiofónico, para no poseer lo más cercano a un monopolio en el negocio de la telefonía móvil y deberá desprenderse de sus activos en 28 localidades, de acuerdo al comunicado emitido por la CNDC. Por su parte, Grupo Clarín también tendrá que hacer varias desinversiones.

“El dictamen de la CNDC impone obligaciones y realiza recomendaciones en cuatro planos: desinversión, ofertas comerciales, disponibilidad de la red y espectro”, según un comunicado difundido por el Ministerio de Producción, a cargo de Dante Sica. Ahora, la nueva empresa competirá en el negocio del cuádruple play, que consiste en llevar a los consumidores telefonía fija, móvil, Internet y televisión a través de un mismo prestador. 

El presidente de la CNDC, Esteban Greco, dijo que “estamos convencidos de que este dictamen asegura condiciones en el mercado de las comunicaciones para que diferentes operadores de cuádruple-play y diversos oferentes de algunos de estos servicios a nivel nacional, regional y local puedan competir de modo eficaz para ofrecer a las empresas y las personas las mejores opciones posibles”.

Share