EL CINEASTA JOSÉ MOJICA MARINS: “HAY CARENCIA DE TALENTO EN EL GÉNERO DE TERROR”

José Mojica Marins (Zé Do Cai Zao)

José Mojica Marins (Zé Do Cai Zao)

Dentro del marco de la segunda edición del FERATUM FILM  FEST, realizado en Tlalpujahua, Michoacán, México, el director brasileño José Mojica Marins (Zé Do Cai Zao), uno de los cineastas que renovó la industria de terror en Sur América,  fue  reconocido por su trayectoria con el FERATUM de bronce, por más de 60 años como director de cine y 50 como actor, al encarnar a Zé Do Cai Zao, personaje que lo llevó a la fama mundial y lo convirtió en un icono del género.

Con cerca de 40 películas como director en su haber y más de 30 como actor, Mojica recuerda que vivió  la mitad de su vida en un cine donde su papá era el gerente, asegurando que nunca pudo concebir otro trabajo que no fuera el de ser director de cine y sobre todo de terror, en una época con muchas limitaciones. Gran parte de sus trabajos fueron inspirados en películas mexicanas, el cual se nombra fanático de los filmes de “El Santo”.

A pesar de las limitantes con que siempre trabajo, sus primeros filmes en formato 8mm, subrayaron el perfil que habrían de tener sus demás películas. Con la lucha constante por el prejuicio que ciertos sectores tenían hacia el surrealismo, siempre manifestó su admiración por los trabajos de los directores, Luis Buñuel y Roman Polanski, pero sobre todo siempre admitió su gusto por lo oscuro y lo Gore.

Su fama como actor llegó con el personaje de Zé Do Cai Zao, creado de una pesadilla que tuvo después de perder a varios amigos, y con el cual rodó varios largometrajes con gran aceptación en Brasil y en el extranjero, incluso lo invitaron a participar en el cine estadounidense, propuesta que rechazó por la censura que este tenía en esa época. Este personaje marco su Carrera y cuenta que la gente en la calle le temía por creerlo desde un demonio hasta un extraterrestre, asegura.

El director de filmes clásicos como “A media noche”, “La maldición” y “El despertar de la bestia”, revela a TVMAS, la falta de buenos directores del género en la actualidad como lo fueron Luis Buñuel, Alfred Hitchcock o Roman Polanski. Afirma que películas como la saga de Crepúsculo son débiles y malas por falta de pasión en el género.

“La industria del cine de terror pasa por un momento de carencia de talentos. Estamos en una época en la que el terror te permite hacer mil cosas y se necesitan buenos directores con imaginación que se atrevan a todo”, comentó Mojica Marins.

Por último, el director resaltó que a finales de año comenzará  en Brasil, el rodaje de una película basada en su vida como director, la cual espera presentarla en 2014.

Share